¿Qué es un despido improcedente?

El despido improcedente en la actualidad no es un tipo de despido en sí, sino que se corresponde a la declaración y calificación que efectúa un Juez sobre un despido disciplinario u objetivo. Por tanto, a día de hoy, el empresario no puede realizar un despido reconociendo la improcedencia del mismo, sino que tendrá que motivar una causa disciplinaria u objetiva en la carta de despido y el trabajador será responsable de impugnarlo para que, finalmente, sea declarado procedente, improcedente o nulo por un Juez (o en el acto de Conciliación para los casos de procedencia o improcedencia).

Se consideran despidos improcedentes aquellos despidos disciplinarios u objetivos en los que las causas y argumentos expuestos en la carta de despido y que motivan el despido no son acreditables ni son lo suficientemente justificables o no se corresponden con la realidad. El Juez también puede declarar la improcedencia del despido si el empresario no ha cumplido los requisitos legales que la ley exige para la forma y efecto del despido.

Despido improcedente

Despido improcedente

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Indemnización por despido improcedente

La indemnización por despido improcedente fue modificada con la entrada en vigor del Real Decreto Ley 3/2012, de medidas urgentes para la reforma del mercado laboral. Así, en la actualidad, el cálculo de la indemnización se debe realizar acorde a los siguientes criterios:

  • Para contratos anteriores al 12 de Febrero de 2012, a razón de 45 días por año trabajado con un tope de 42 mensualidades para el tramo que ocupa desde el inicio del contrato hasta el 11 de Febrero de 2012 inclusive y a razón de 33 días por año trabajado con un tope de 24 mensualidades a partir del 12 de Febrero de 2012.
  • Para contratos posteriores al 12 de Febrero de 2012, a razón de 33 días por año trabajado con un tope de 24 mensualidades a partir del 12 de Febrero de 2012.

Utilice nuestra calculadora para comprobar qué cantidad le corresponde en caso de que el despido fuera calificado como improcedente.

¿Qué ocurre si el despido se declara improcedente?

qué es un despido improcedente

qué es un despido improcedente

Una vez que el Juez dicte sentencia favorable al trabajador y declare la improcedencia del despido, el empresario podrá elegir entre una de las siguientes posibilidades en el plazo de los 5 días siguientes de la notificación de la sentencia:

  • Readmisión del trabajador en su puesto de trabajo. Esta decisión implica que el trabajador debe recibir los salarios de tramitación que se corresponde a la suma de los salarios dejados de percibir desde la fecha del despido hasta la notificación de la sentencia de despido improcedente. Asimismo, el trabajador deberá devolver la cantidad expresada como indemnización en el caso de improcedencia de un despido objetivo.
  • Indemnización económica al trabajador. Esta elección determina la finalización del contrato de trabajo y obliga al empresario a abonar una indemnización al trabajador.

En el caso de que el despedido fuese un representante legal de los trabajadores o un delegado sindical, éste tiene el privilegio de elegir si desea la readmisión o una indemnización.

¿Ha sufrido un despido y considera que es improcedente?

La ley permite al trabajador recurrir un despido disciplinario o por causas objetivas acudiendo a la vía social para impugnar su despido mediante una papeleta de conciliación y demanda judicial posterior. Aunque la Ley no exige la asistencia letrada en el proceso laboral, es altamente recomendable que un abogado laboralista analice la carta de su despido para realizar una previa evaluación sobre la posible improcedencia del despido, y, en caso, afirmativo, elabore la demanda de conciliación y demanda judicial para impugnar su despido, así como para ser defendido en sede judicial. Conozca las etapas del proceso laboral:

Consulte a un abogado

Rellene el siguiente formulario y nos pondremos en contacto con usted en la mayor brevedad posible.

Nombre

Teléfono

Correo electrónico

Consulta

Acepto la política de privacidad